lunes, 6 de octubre de 2014

LA ESTRATEGIA CAPITALISTA Y EL CONTRAATAQUE PROLETARIO



De Giuseppe Pellizza da Volpedo - Adrian Lyttelton: Italian Culture and Society in the Age of Stile Floreale, In: The Journal of Decorative and Propaganda Arts, Vol. 13, Stile Floreale Theme Issue (Summer, 1989), pp. 10-31, p.29, Dominio público, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=4685978



EL DINERO DECIDE QUIEN VIVE O MUERE

A estas alturas de la película apocalíptica en la que nos encontramos, una vez más la realidad supera la ficción. Nadie duda ya que la crisis brutal y el ultracapitalismo que nos devora como un agujero negro, haciendo que su terrible campo gravitatorio concentre cada vez más dinero en menos manos, es obra de un cambio de sillones en la élite de poder, y que los que se sientan en ellos, abogan por medios más agresivos de control de la población, tales como la especulación con alimentos o la desaparición de la clase media. La cúpula que nos domina y que nos mantiene aletargados, nos adoctrina desde la más tierna infancia en el consumismo. Ésta no está compuesta por los dirigentes de las naciones, ni mucho menos, ya que en los países democráticos, los gobernantes son designados por el capital directamente, aunque nos hagan creer que los hemos votado nosotros, ya que sus campañas son financiadas frecuentemente por créditos concedidos y posteriormente condonados por bancos o por aportaciones privadas de grandes fortunas, (que si regalan el dinero será por algo). Más adelante estos favores serán devueltos en forma de políticas que favorecen una única realidad capitalista. Mientras, las dictaduras son instauradas en muchos casos con la complicidad de los demócratas para justificar la existencia del "eje del bien".
Está claro que combatir el capitalismo con las mismas normas que éste ha impuesto nos lleva irremediablemente a la derrota en la "lucha de clases", aunque quizás ahora deberíamos hablar de exterminio del bienestar común.



Se ha diseñado un plan de actuación consistente en dejar que la población compita por las escasas migajas que tiran los bancos al cerrar el grifo del capital, eso sí, tras arrasar con el dinero público de muchos países. Nos quieren abocar a una selección natural darwiniana, en la que los más fuertes económicamente tendrán acceso a las ventajas del estado del bienestar, tales como la educación, atención médica, trabajo digno, etc, provocando así mayor predisposición a dejar una descendencia mejor preparada para defenderse en un mundo hecho a imagen y semejanza de los mercados, una vida irreal, inventada y teledirigida, donde nos limitan el pensamiento libre y nos impiden el boca a boca, el cara a cara, al dotarnos de tantos medios de comunicación, que sirven para impedir la verdadera relación humana. Mientras tanto, los más débiles se ven abocados a sobrevivir sabiendo que tener un hijo implica aún más privaciones de las que ya están sufriendo.





                                       COMO TOMAR CONCIENCIA COLECTIVA

                                     

Existe un fenómeno esperanzador, "LA CONCIENCIA COLECTIVA", 
Esta conciencia, a diferencia de la individual, se toma de manera más lenta pero más profunda y es la que propicia las revoluciones. A veces los individuos, de manera más o menos simultánea, llegan a tener conclusiones metafísicas idénticas a las de otros, pero a través de sus propios razonamientos.
¿Cómo tomar conciencia colectiva más rápidamente?
*Difundiendo. Si bien el sentido de la vida es la transmisión genética, el sentido de la lucha obrera es la transmisión del espíritu de pelea. 
*Compartiendo ideas. Las asambleas son un escenario propicio para ello, aunque también se pueden utilizar los mismos medios de los que se sirve el capital para globalizar nuestro pensamiento. Las redes sociales han derrocado gobiernos
*Empatizando con el sufrimiento ajeno. Ponerse en la piel del que más sufre es una forma de alcanzar una mejor comprensión del problema y la injusticia.
*Compartiendo recursos. La solidaridad es el instrumento de combate más poderoso en contraposición al "divide y vencerás" que provoca la desigualdad social.




Podemos cambiar el mundo pero antes tenemos que compartir conciencia.


J.M.Millán Durán

No hay comentarios:

Publicar un comentario